Consulta sobre accidente de trabajo en una carpinteria

Buenos días, mi nombre es Lola, y os escribo porque hacer unos días mi marido, tuvo un accidente laboral. El trabaja en una carpintería, desde el año 2015. Una de las maquinarias que  venía utilizando, no tenía un dispositivo de seguridad; que según el encargado, ralentizaba a la propia maquina.

Como consecuencia de este accidente, mi marido se secciono dos dedos de la mano derecha.

Que tendría que hacer?

RESPUESTA.

Según su consulta hay una responsabilidad clara por parte del empresario, ya que deducimos que se advirtió al encargado, del riesgo que tenía la utilización de dicha máquina.

Lógicamente deberá seguir con el procedimiento de incapacidad ante los organismos competentes.

ADEMAS, deberá interponer una demanda  en solicitud de reclamación de indemnización por accidente de trabajo.

Lo que su marido debe ejercitar, es una pretensión indemnizatoria por culpa contractual en relación con los deberes de seguridad en el trabajo, que recoge el Estatuto de los Trabajadores en sus arts. 4.2.d) y 19.1, y ello con base en el art. 1.101 del Código Civil.

Según este articulo el nacimiento del derecho a la indemnización está condicionado por la concurrencia de tres circunstancias:

–  Existencia de una obligación.

–  Que el obligado deje de cumplirla incurriendo en un ilícito.

–  Que, como consecuencia y efecto de su incumplimiento, se causen determinados perjuicios.

El art. 4.2.d) del E.T. establece el derecho de los trabajadores a su integridad física y a una adecuada política de seguridad e higiene: y el 19.1 su derecho en la prestación de servicios a protección eficaz en materia de seguridad e higiene. La Ley de Prevención de Riesgos Laborales 31/1.995 de 8 de Noviembre, por su parte tiene por objeto promover la salud y seguridad de los trabajadores, estableciendo en su art. 14.2 que en cumplimiento de su deber de protección, el empresario deberá garantizar la seguridad y salud de los trabajadores a su servicio en todos los aspectos relacionados con el trabajo y a estos efectos en el marco de sus responsabilidades debe realizar la prevención de los riesgos laborales mediante la adopción de cuantas medidas sean necesarias.

Asimismo, el artículo 17 de la L. 31/1995, de Prevención de Riesgos Laborales, establece la obligación del empresario de adoptarlas medidas necesarias con el fin de que los equipos de trabajo sean adecuados para el trabajo que deba realizarse y convenientemente adaptados a tal efecto, de forma que garanticen la seguridad y la salud de los trabajadores al utilizarlos.

Resaltar, que en los procesos de Seguridad Social y en los supuestos de accidente de trabajo y enfermedad profesional presentan, debido a la cascada de responsabilidades que pueden derivar para diversas personas o entidades;  además del empresario  (TS 16-7-04, EDJ 160216; 4-4-11,  y, en su caso, la entidad aseguradora, deben ser demandados:

– el INSS (como entidad gestora de la SS, a quien corresponde resolver si el accidente es común o laboral, y como gestor del extinto Fondo de Garantía de Accidentes de Trabajo, responsable subsidiario de último grado, cuando se demande por incapacidad permanente o muerte);

– la TGSS (como gestora del también extinguido Servicio de Reaseguro).