Reducción de jornada por guarda legal: concreción horaria

Quienes por razones de guarda legal tenga a su cuidado directo algún menor de 12 años o una persona con discapacidad, que no desempeñe una actividad retribuida, tienen derecho a una reducción  de la jornada de trabajo diaria , con la disminución proporcional del salario entre, al menos, un octavo y un máximo de la mitad de la duración de aquélla.

Igual derecho tienen quienes precisen encargarse del cuidado directo de un familiar, hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad, que por razones de edad, accidente o enfermedad no pueda valerse por sí mismo, y que no desempeñe actividad retribuida.

Esta reducción de jornada constituye un derecho individual de los trabajadores, hombres o mujeres. No obstante, si dos o mas trabajadores de la misma empresa generasen este derecho por el mismo sujeto causante, el empresario puede limitar su ejercicio simultáneo por razones justificadas de funcionamiento de la empresa.

CONCRECION HORARIA:

La concreción horaria y la determinación del período de disfrute de la reducción de jornada corresponde al trabajador , dentro de su jornada ordinaria . El trabajador debe preavisar  al empresario con 15 días de antelación la fecha de inicio y fin de la reducción de jornada. Las discrepancias sobre esta materia entre el empresario y el trabajador se resuelven de acuerdo a un procedimiento especial.

Si bien pueden fijarse criterios de concreción en los convenios colectivos , no hay ninguna precisión normativa sobre la forma de concreción horaria de la reducción de jornada, por lo que los tribunales deben analizar la necesidad de la medida solicitada y las dificultades organizativas que su reconocimiento pudiera causar a la empresa.